El aborto es terminar con la vida de un ser humano

Iglesia Viva 17.8.2017. No existe la posibilidad de una “interrupción legal del embarazo”, aseguró hoy la Secretaría General de la CEB en el encuentro mensual con los periodistas, en un texto titulado “Llamar a las cosas por su nombre”, donde también hace referencia a la nueva Ley respecto al TIPNIS y a la llamada iglesia católica apostólica boliviana. No es cierto que a la Iglesia no le interese la situación de las mujeres madre en circunstancias difíciles y a las que todos debemos apoyar, pero llama a recuperar la sensibilidad de la sociedad para cuidar la vida del más indefenso, aseguró Mons. Aurelio Pesoa, Secretario General de la CEB.

El aborto es aborto
Otro tema que tenemos que llamar por su nombre es la iniciativa legislativa que busca ampliar lo que llaman “causales para la despenalización del aborto” que se busca incorporar en el nuevo Código de Sistema Penal. El aborto es aborto, es decir, acabar con una vida, y no el eufemismo de “interrupción legal del embarazo” que trata de suavizar y falsificar la realidad. Lo que sucede no es una interrupción, es decir, un suceso temporal que luego se puede volver a activar. El aborto no es interrupción, como cuando se interrumpe el servicio de la electricidad y luego se reanuda el mismo. El aborto acaba con la vida de un ser humano de manera definitiva, al que se le condena a no vivir por una decisión moral de otra persona que pone los problemas económicos, la causa del embarazo, el derecho al uso del propio cuerpo y otros, por encima del valor fundamental de la vida.
No es cierto que como Iglesia no comprendamos el drama y los problemas de la mujer madre en determinadas circunstancias y a la que todos tenemos la obligación de apoyar, pero nuestro llamado busca recuperar la sensibilidad con la vida del que no nace, que es el más débil e indefenso y que depende totalmente de nosotros. Llamemos a las decisiones que tomamos por su nombre.

José Howard Rivera Fernández

Nacido el 29 de marzo de 1967

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *